· Edición Digital · Número 4 · Noviembre 2009 ·

Palma de Mallorca

La sociedad de estiba accede a reincorporar a los trabajadores de Palmaport

Los estibadores del Puerto de Palma de Mallorca han descartado realizar una huelga tras la decisión adoptada por el consejo de administración de la sociedad de estiba y desestiba.

Después de meses de negociaciones con la sociedad de estiba y desestiba del puerto de Palma de Mallorca, los once estibadores fijos de empresa que fueron despedidos por Palmaport se han reincorporado a la rotación. Los hechos se remontan a principios de enero de 2009 cuando la empresa estibadora Iscomar decidió prescindir de tres estibadores fijos de empresa, cifra que finalmente se fue elevando a once portuarios debido al deterioro de su situación financiera.

Al realizarse dicho despido, el sindicato planteó la reincorporación a las listas de la sociedad de estiba de Palma de Mallorca para así ser partícipes de la rotación. No obstante, la sociedad de estiba se mostró contraria. Ante esto, los estibadores de Palma de Mallorca empezaron una serie de negociaciones que, al no llegar ninguna a buen puerto, finalmente acabó con un preaviso de huelga convocada para la semana del 9 al 15 de noviembre.

Finalmente, la Autoridad Portuaria rescindió, el pasado 6 de noviembre, el permiso de atraque a Palmaport, debido al gran número de deudas acumuladas que tenía la empresa, y esto hizo que dejara de ser accionista de la sociedad. Este hecho, según los estatutos del organismo portuario, hace que los estibadores despedidos se vuelvan a incorporar a la plantilla de la Sociedad Estatal de Estiba y Desestiba del puerto de Palma de Mallorca.