· Edición Digital · Número 8 · Mayo 2010 ·

Ley de Puertos

Coordinadora desconvoca definitivamente las huelgas contra la Ley de Puertos

La estiba de los puertos españoles no irá finalmente a la huelga contra el anteproyecto de Ley de Puertos. El dictamen de la Comisión de Fomento recoge las mejoras pactadas con los dos partidos mayoritarios y el Pleno del Congreso las aprueba por mayoría absoluta.

La aprobación en la Comisión de Fomento del dictamen de la futura norma incluyendo las mejoras pactadas, ha llevado a Coordinadora Estatal de Estibadores Portuarios a desconvocar las movilizaciones previstas.

Así, tras años de lucha, se ha conseguido que finalmente se acceda a reformar un texto que amenazaba la estabilidad de la estiba española. Finalmente el jueves 20 de mayo se aprobó en el Congreso de Diputados enviar al Senado el dictamen sobre la modificación de la Ley 48/2003 hecha por la Comisión de Fomento. La decisión fue tomada tras someterlo a una votación que obtuvo 302 votos a favor y 25 votos en contra gracias a la mayoría del PSOE y PP.

El coordinador general, Antolín Goya, ha explicado que “finalmente se ha logrado consensuar un texto que modifica aquellos aspectos que atentaban contra la estabilidad del trabajo del estibador, por lo que no podemos más que felicitar a los partidos políticos y los trabajadores por ser capaces de alcanzar un acuerdo satisfactorio”.

Según el Coordinador General, el nuevo documento "da garantías de estabilidad y de futuro al mantener estibadores portuarios para los tráficos Ro-Ro, automóviles y terminales dedicadas".

La aprobación del dictamen en la Comissión de Fomento el 13 de mayo fue el último trámite en el que cabía introducir cambios en el proyecto de Ley para alcanzar un acuerdo con los trabajadores del sector antes de que la norma se vote en el pleno del Congreso de los Diputados y pase al Senado. De este modo, todo parece indicar que la futura Ley estará lista y aprobada durante el próximo mes de junio.

El proyecto recoge los acuerdos tomados durante las dos últimas semanas entre Coordinadora y los representantes de los dos partidos mayoritarios, PP y PSOE, aunque ha costado varios meses de reuniones y una dura convocatoria de huelga por parte de todos los sindicatos con representación en la estiba.

A partir de la aprobación de la ley únicamente las sociedades privadas (SAGEP) gestionarán la estiba, aunque las Autoridades Portuarias podrán vetar decisiones para garantizar la competencia leal de los prestadores del servicio.

El artículo que trata sobre la autoprestación queda matizado ahora de manera que las empresas que realicen autoprestación "deberán atender sus necesidades de personal para estos servicios mediante la utilización del personal de la SAGEP siempre y cuando su oferta sea igual o más ventajosa en términos de calidad y coste en el sector de la estiba". Con este redactado se pretende mantener la autoprestación dentro de los parámetros habituales en el sector.

Antolín Goya ya remarcó al iniciar estas negociaciones que "nosotros apostamos por cualquier modelo que garantice el trabajo al estibador portuario. Por tanto, estamos en contra de que cualquier naviera pueda embarcar a su propio personal, sin formación, sin condiciones laborales adecuadas, y preste el servicio en todos los puertos donde el buque atraque. Eso no es libre competencia. Esto pone en riesgo todo el sistema laboral de calidad por que el hemos apostado y trabajado en los últimos años".

Ahora que se ha logrado solucionar uno de los conflictos más largos de la historia reciente de la estiba española, Coordinadora quiere por último agradecer los esfuerzos realizados por los portavoces de los grupos socialista y popular en la Comisión de Fomento, Rafael Simancas y Andrés Ayala, por acercar posiciones con los estibadores portuarios, y felicitarlos por el texto finalmente aprobado.

Antecedentes

A principios de año, tras la propuesta presentada por los grupos políticos mayoritarios, que ignoraba todo el proceso de negociación anterior, los sindicatos de la estiba amenazaron con realizar una huelga general. Para evitarlo, el PSOE se comprometió a realizar cambios en los ámbitos de actividad, formación o relaciones laborales.

Según la primera propuesta, al servicio de embarque y desembarque de coches no estaría sujeto a las normas que regulan la manipulación de mercancías y podrán ser descargados por sus dueños, usuarios o conductores habituales ya que no requieren medios auxiliares ajenos. Esto supondría que las estibadoras de vehículos no tendrían por qué contar con los portuarios para realizar estos trabajos.

A esta circunstancia se le añadía el concepto de autoprestación que permitiría a cualquier empresa, que lo justificase como parte de su cadena de producción, cargar y descargar las mercancías por sus propios medios o recurriendo incluso a los propios marineros del barco.

Cabe destacar también que la propuesta fomentaba claramente que las empresas estibadoras mayores dejaran de formar parte de estas sociedades de gestión de estibadores (SAGEP) eximiendo a las que tuviesen en plantilla propia a un 70% de portuarios y prohibiéndoles, además, que solicitasen trabajadores a la SAGEP.

Portafolio:

Los delegados de zona y el Coordinador General durante la asamblea de (...) Antolín Goya dirigiéndose a los estibadores asistentes a la asamblea. Asamblea de Madrid. Asamblea de Madrid. Los estibadores, en Madrid, votando a favor de la convocatoria de (...) Los delegados de zona reunidos con los representantes de otros (...) Reunión de zonas portuarias Goya durante la reunión de zonas celebrada en Madrid. Reunión de zonas portuarias en Madrid. Reunión de zonas en Madrid Reunión de zonas en Madrid Reunión de zonas en Madrid Reunión de zonas en Madrid Reunión de zonas en Madrid Reunión de zonas en Madrid Antolín Goya durante la asamblea que tuvo lugar en mayo. Imagen de la reunión celebrada en mayo con otros sindicatos.

Etiquetas: