· Edición Digital · Número 10 · Agosto-Septiembre 2010 ·

Inauguración de la placa conmemorativa

Homenaje a los compañeros estibadores muertos en su lugar de trabajo

La placa ha sido colocada gracias a la colaboración prestada por la Autoridad Portuaria de Las Palmas que cedió un monolito propio para su emplazamiento. En un principio, el sindicato pidió autorización para colocar la placa en los bloques que ya estaban situados frente al lugar elegido.

La tarde del jueves 22 de julio se inauguró en el Puerto de La Luz y de Las Palmas una placa que conmemora el esfuerzo de los estibadores muertos en el lugar de trabajo. Tal y como afirmó Miguel Rodríguez, presidente del sindicato de Las Palmas, este era el momento adecuado para realizar dicho homenaje coincidiendo con los actos de conmemoración del 30 aniversario de la muerte de Belén María. Rodríguez también recordó que, hace poco más de un año, falleció el último de los compañeros portuarios que pese a no formar parte de la plantilla fija para el colectivo se trataba de un estibador más.

De igual manera, el presidente del sindicato tuvo palabras de agradecimiento hacia la Autoridad Portuaria de Las Palmas ya que, a pesar de haber solicitado en un principio la colocación de la placa en los monolitos situados ya en la plaza, la entidad consideró que era de recibo que los estibadores debían “tener aquí un monolito propio”. Por último, Rodríguez pidió un fuerte aplauso para todos aquellos que durante la semana habían estado realizando su trabajo al margen de las celebraciones: “Gracias a ellos se ha ido sacando el trabajo adelante y creo que hemos conseguido acercar la profesión a la ciudad, que era el objetivo de estas jornadas. Por este motivo, tengo que decir que ha sido un éxito”.

El presidente de la Autoridad Portuaria, Javier Sánchez Simón, durante su discurso agradeció el hecho de poder dirigirse directamente a los estibadores ya que “aunque lleve aquí tres años, mi relación ha sido siempre a través del comité de empresa”. Además de hacer referencia a la complicada situación económica del país, Sánchez Simón afirmó que en cuanto se le pidió la colaboración en los actos “me encantó el proyecto porque, como dice Miguel, no es sólo la conmemoración de una muerte, sino unas jornadas de encuentros, de convivencia, de estudio y reflexión. Esto es lo que honra a una actividad laboral que piensa en el futuro”.

Ambos hicieron referencia a la importancia de la colocación de la placa que se erigirá como un símbolo de futuro y que refleja el camino iniciado 30 años atrás y del que aún queda mucho por recorrer. Tras las intervenciones de Rodríguez y Sánchez Simón, se procedió a retirar la lona roja que cubría la placa y tuvo lugar una ofrenda florar que realizaron varios representantes laborales de la familia portuaria.

Portafolio:

Al homenaje asisiteron estibadores y familiares Javier Sánchez Simón y Miguel Rodríguez Rodríguez y Sánchez Simón descubriendo la placa Primer plano de la placa en honor a los estibadores fallecidos en el puesto (...) Un compañero realizando una ofrenda floral Otro momento de la ofrenda floral Una vez descubierta, los estibadores no dudaron en fotografiarse con la (...) Estibadores de alrededor del mundo fotografiados con la placa