· Edición Digital · Número 18 · Marzo 2012 ·

Nuevo sindicato

Nace Coordinadora de Autoridades Portuarias (CAP)

El pasado día 17 de febrero tuvo lugar en Barcelona, en la sede de la Coordinadora Estatal de Trabajadores del Mar, la presentación de la nueva rama sindical de Coordinadora en las Autoridades Portuarias, Coordinadora de Autoridades Portuarias (CAP), nombre con el que el próximo mes de marzo participará en las elecciones del comité de empresa de la Autoridad Portuaria de Barcelona.

La grave crisis financiera ha desembocado en una sangría de los derechos laborales de los trabajadores, adquiridos tras décadas de luchas. Ante este panorama, el sindicalismo tradicional no ha sido capaz de articular respuestas válidas que permitan a los trabajadores sentirse ni representados ni defendidos, algo que se plasma en toda su crudeza en las Autoridades Portuarias.

La nueva organización ha surgido para dar respuesta a esta situación, de ahí que un grupo de trabajadores, con el apoyo incontestable de la Coordinadora Estatal de Trabajadores del Mar, haya decidido dar un paso al frente y crear la rama sindical en el ámbito de las Autoridades Portuarias. La CAP tiene la intención, aunque su primer reto sean la elecciones al comité de empresa de la AP de Barcelona, de extenderse gradualmente a nivel nacional y concurrir a las elecciones de los comités de empresa de puertos que, habitualmente, están formados en su mayoría por representantes del sindicalismo tradicional.

En el acto de presentación tuvieron oportunidad de intervenir el presidente de CAP, Sergio Miguéis; el Coordinador General de la Federación Estatal de Trabajadores Portuarios, Miguel Ángel de Ramón; el secretario de la Organización de Trabajadores de Empresas Estibadoras de Barcelona, Julio Jiménez; y el delegado sindical de Estibarna y responsable de la Zona Catalano-Balear de la Coordinadora Estatal de Estibadores Portuarios, Jordi Aragunde.

Para Miguéis, las expectativas del nuevo sindicato pasan por romper la mayoría que ostentan UGT y CC.OO y que los trabajadores entiendan que es possible otra vida después de estas dos centrales sindicales. Migueis recibió el apoyo de todas la organizaciones presentes y Miguel Ángel de Ramón, desde su experiencia, le animó a desenmascarar a los sindicatos tradicionales y romper con esa mala imagen del sindicalista liberado –en la FETP no existe esa figura-, ya que para ser representante de los trabajadores hay que ser un compañero más y estar en el puesto de trabajo.
 

Portafolio:

Foto de Miquel Borràs Foto de Miquel Borràs Foto de Miquel Borràs