· Edición Digital · Número 2 · Julio 2009 ·

La Coruña

Coordinadora al frente del comité de empresa del puerto gallego

Tras su victoria en las elecciones sindicales del pasado mes de febrero en el puerto de La Coruña, el sindicato inicia un periodo de lucha con la patronal para mejorar su situación.

El 5 de febrero de 2009, Coordinadora fue la opción más votada en las elecciones sindicales del puerto de La Coruña. Hasta la fecha, el comité estaba formado por 2 representantes de la Confederación Intersindical Galega (CIG), que era el sindicato con más afiliados; uno de la Unión General de Trabajadores (UGT), uno del sindicato Coordinadora; y un representante independiente del colegio de técnicos administrativos.

Ahora, el comité sindical está compuesto por dos representantes de Coordinadora, que recogió 17 votos; uno de UGT, con 9 votos; uno de CIG, con 11 votos; y uno independiente elegido por el colegio de administrativos, con 6 votos. En esta ocasión, Coordinadora se impuso al ganarle un representante a CIG que, tras años de una pobre labor, perdía su mayoría. Según declaraciones de Marcos Pérez, uno de los representantes de Coordinadora en el comité, obtuvieron esos votos porque en su lista presentaron a personas serias y responsables “que lo único que buscan es mejorar todo lo que se pueda y seguir teniendo un futuro”.

El panorama con el que Coordinadora se encontró al obtener la mayoría de votos fue “desolador”, tal y como lo califica Pérez. “Desde hacia mucho nadie se oponía a nada por miedo a que el supervisor técnico le otorgase los peores puestos como castigo por haber protestado”. El puerto arrastraba, además, una absoluta falta de transparencia sobre las relaciones entre el comité de empresa y la patronal. Asimismo “se firmaban acuerdos que a día de hoy siguen sin cumplirse y otras graves irregularidades que Coordinadora está intentando enmendar".

En estos momentos la prioridad del nuevo comité de empresa es poner orden a los nombramientos y negociar el convenio que caducó en 2004, aunque es conciente de la importancia de "aprender a trabajar en unidad”.

Por otra parte, el nuevo comité está en pleno litigio para conseguir el reconocimiento de la discriminación salarial que sufrieron tres trabajadores al entrar en la sociedad de estiba, a los que sólo se pagaba un 60% de los pluses. Otros ocho trabajadores también se vieron afectados por una doble escala salarial que diferenciaba a los trabajadores antiguos de los nuevos y esperan la aplicación de una sentencia en firme. No obstante, el nuevo comité considera que gerencia está demorando el pago para “intentar empezar de nuevo otro largo proceso judicial y así seguir teniendo dividida a la plantilla”.

Portafolio:

Amanecer en el puerto de La Coruña La dársena de La Coruña Panorámica del puerto gallego