· Edición Digital · Número 20 · Julio-Agosto 2012 ·

Colombia

Los estibadores exigen la contratación directa

Más de 1000 trabajadores de los puertos de Barranquilla, Buenaventura, Cartagena, Santa Marta y Turbo, hicieron entrega de comunicados dirigidos a las Sociedades Portuarias y Comercializadoras de Banano, solicitando ser contratados directamente y prescindir así de la subcontratación que se viene haciendo a través de cooperativas de trabajo asociado, empresas de servicios temporales, empresas asociativas de trabajo, etc.

Unión Portuaria, sindicato afiliado a IDC reconoce que la expedición del decreto 2025 de 2011 es una demostración del Gobierno Nacional para hacer efectivos sus compromisos con el gobierno estadounidense en espera de la aprobación del Tratado de Libre Comercio, ya que las sanciones a empresarios que efectúen intermediación laboral ilegal pasarán, según el decreto, de un máximo de 100 salarios mínimos legales mensuales (56 millones de pesos, unos 33 mil dólares) a un máximo de 5.000 salarios mínimos legales mensuales (unos 2600 millones de pesos, equivalente a 1.8 millones de dólares).

Es sorprendente que siendo los empresarios portuarios los más favorecidos con la entrada en vigor del Tratado de Libre Comercio, sean quienes más se hayan resistido a darle aplicación al decreto 2025 del 2011.

Unión Portuaria exige al Gobierno Nacional manifestar su voluntad política dándole aplicación rigurosa al decreto 2025 de 2011 en el sentido en que las Sociedades Portuarias y las Comercializadoras inicien un programa inmediato de formalización laboral o se apliquen las sanciones establecidas, de lo contrario la aplicación del Tratado de Libre Comercio se iniciaría padeciendo los trabajadores portuarios las peores condiciones de subcontratación.